Que es la actividad comercial

La actividad comercial consiste en el intercambio de productos y/o servicios. De ahí surge el concepto de comercio o actividad de compra-venta. Dicha actividad es inherente a la especie humana y a lo largo de la historia le ha acompañado al ser humano desde tiempos remotos.

El comercio, como otros muchos aspectos de la cultura humana, surgió durante el período neolítico. Nació como una idea de intercambiar bienes que se desean por otros de los que se tiene de sobra, de manera que se obtiene un beneficio mutuo entre los involucrados.

Importancia de la Actividad Comercial

La actividad comercial es vital para el correcto funcionamiento del sistema económico de un pais (genera ganancias y puestos de trabajo). Además, proporciona los servicios y los artículos que precisan los compradores (solventando todas las necesidades de los mismos).

Es un proceso que involucra al comerciante, que obtiene la mercancía o el derecho de venta, y es capaz de hacerla llegar al punto final, al consumidor de la misma. Todos los agentes implicados en este proceso salen beneficiados. El comercial recibe una comisión por su venta y el cliente recibe un producto que cubre sus necesidades o deseos.

La actividad comercial proporciona los servicios, bienes, alimentos y artículos que requieren los compradores y de esta forma se consigue solucionar las necesidades básicas que se tienen y a la vez obtener ganancias.

La cadena de abastecimiento se rompería si detenemos la actividad comercial, si detenemos la actividad que va desde el productor hasta el cliente final, pasando por el distribuidor y el punto de venta.

El comercio ha posibilitado el progreso de la humanidad, redistribuyendo los productos. Ha permitido que los grupos humanos se beneficiaran de los trabajos de otros, sin tener que repetirlos.

El Proceso de Venta

Ahora bien, la actividad comercial no se puede explicar sólo acudiendo al concepto de intercambio de productos. A medida que la sociedad se ha desarrollado, la actividad comercial se ha ido complejizando también, se ha ido profesionalizando, hasta el punto en el que se encuentra actualmente.

Hoy nadie duda que la actividad comercial es, además de un intercambio de productos, un proceso complejo cuyo objetivo principal es vender. Estamos hablando de un proceso de venta. Un proceso que incluye todos los pasos que una empresa realiza desde que se dirige a un potencial cliente hasta que se produce la venta del producto.

Dicho proceso incluye una serie de fases y cada fase tiene un objetivo específico. A continuación enumeramos las fases:

1.- Conocimiento del producto

2.- Búsqueda de compradores

3.- Contacto con el potencial cliente

4.- Sondeo de necesidades

5.- Presentación de nuestro producto

6.- Cierre de la venta

7.- Post-venta

Estos siete pasos, se pueden presentar de la siguiente forma:

1.- Motivación del Cliente

2.- Creación de Confianza

3.- Creación de Necesidad

4.- Cierre

O incluso podemos resumir el proceso a tres pasos: Miedo, Solución y Precio.

En cualquiera de sus formas, el proceso de venta incluye una serie de pasos por los que el comercial debe transitar si quiere llegar a buen puerto. Pasos que estudiaremos, en profundidad, a lo largo del Curso Gratuito “Se Comercial”. Baste aquí decir que la clave para vender es “hacer sentir”. Si conseguimos llevar a nuestro cliente al plano de las emociones, la venta estará prácticamente cerrada.

Un apunte final. El trabajo de comercial es uno de los más demandados actualmente. Es una profesión en auge. Sin embargo, ser comercial no es una tarea fácil. Vender es un trabajo complejo. Se ha de estar preparado para poder realizarlo con éxito. Pero como todo, hay muchas habilidades que se pueden entrenar y adquirir.


CURSO GRATUITO COMERCIAL